Forto de Alejandro Ortiz, CEO de üfund

Fintech ofrece préstamos de hasta $300 millones con intereses competitivos

Publicado el:

Tabla de contenidos

La Fintech llega como una solución que le ofrece al sector empresarial créditos con intereses desde 1,6% mensuales.

Emprender y hacer crecer un negocio se ha convertido en todo un reto en Colombia. Las cifras preocupan y desmotivan. La falta de financiación y elevados porcentajes de intereses, junto a los compromisos tributarios, que son cada vez más retadores, muestran un difícil panorama sobre todo para levantar capital.

El último estudio hecho por Confecámaras arrojó que más del 50% de las empresas colombianas, especialmente las pymes, fracasan durante sus primeros cinco años (la tasa de supervivencia a 5 años es del 33.5%). Según el informe, al comparar este indicador de supervivencia con el de otros países se encuentra que Colombia está por debajo del promedio de las naciones de la OCDE, en donde la supervivencia es superior al 40%.

De cara a esta realidad, y como una alternativa rentable y necesaria para evitar una desescalada en la creación y sostenibilidad de empresas y emprendimientos en Colombia, fue creada üfund, una Fintech que le ofrece al sector empresarial créditos de capital de trabajo, con intereses desde 1,6% mensual y con gran flexibilidad en términos de garantías admisibles y cronogramas de pago. Se trata de una solución que busca generar mecanismos de financiación más flexibles y sencillos, distintos a los que existen en este momento en el país, donde las tasas de interés de créditos para empresas rondan los 34.11% (anual), según la Superfinanciera.

La compañía tiene dos focos de operaciones. Primero, funge como un mecanismo de financiación para Pymes y emprendimientos que tengan desde un año de operaciones, EBITDA positivo y cumplan con ciertas condiciones legales y financieras. Y segundo, es una plataforma en la que cualquier persona puede invertir de forma diversificada en los créditos con garantía estructurados, recibiendo buenas rentabilidades y pagos mensuales. Es decir, la Fintech impacta tanto a inversionistas, ofreciendo activos alternativos de inversión, como a las empresas que necesitan capital y están desatendidas por el sector financiero tradicional.

De acuerdo con Alejandro Ortiz, CEO de üfund, la compañía todos los meses abre convocatorias para que empresas colombianas soliciten un crédito de entre $50 y $300 millones. “Recibimos las solicitudes y comenzamos nuestro proceso de diligencia en el que evaluamos cuáles de estas empresas pueden ser elegibles para un préstamo, según tres criterios: legal, financiero y operativo. Cuando tenemos varios créditos aprobados, estructuramos nuestro portafolio, que no es otra cosa que empaquetar varios de esos créditos, siguiendo tres reglas esenciales: solo hacen parte del portafolio los créditos aprobados, ninguna empresa concentra más del 25% del portafolio y ninguna industria concentra más del 25% del portafolio”.

Una vez estructurado el portafolio y habiendo firmado los contratos con los deudores (empresas), üfund ofrece el portafolio a sus clientes (naturales o jurídicos) que pueden invertir desde $10 millones, quienes mes a mes ganarán buena parte de la rentabilidad que genera el portafolio.

Finalmente, la Fintech intermedia la relación todos los meses para garantizar que los deudores del portafolio paguen sus créditos y de esa manera pagar a cada inversionista el porcentaje que le corresponde por su inversión en el portafolio.

¿Quiénes pueden invertir?

Puede hacerlo cualquier persona, natural o jurídica, siempre y cuando cumpla con el monto mínimo de inversión que son $10 millones. A diferencia de la mayoría de Fintech que otorgan créditos, üfund no tiene la presión de colocar cientos o miles de créditos al mes. Por el contrario, cierra entre cuatro y siete mensuales, lo que le permite hacer un muy buen proceso de debida diligencia, enfocado en cada caso concreto y ofrecer una rentabilidad de entre el 20 y el 25% efectivo anual. “Esto se refleja en que a la fecha hemos estructurado 5 portafolios, con 33 operaciones e inversiones superiores a los $4.000 millones, con una mora inferior al 1% y una rentabilidad histórica del 23% efectivo anual”, agregó Ortiz.

“Vale mencionar que actualmente en el sector financiero tradicional no existen alternativas de inversión que cumplan con los requisitos que deben tener las buenas inversiones, es decir, buena rentabilidad, diversificación, liquidez y reglas sencillas y claras. Un inversionista que quiere invertir de entre $10 a $100 millones y que no tiene mucho tiempo y conocimiento, debe conformarse con invertir en CDT o Fiducuentas. Por esto llegamos como una alternativa a estas opciones, ofreciendo inversiones con buena rentabilidad ajustada a riesgo, diversificación, reglas claras y sin costos ocultos”, explicó Ortiz.

Para destacar, la compañía genera garantías de todas las inversiones a través de un activo o un tercero que debe responder por la operación en el caso de que el deudor principal no lo haga.

A pesar de que la inflación para septiembre se redujo al 10,99%, según el DANE, los expertos en economía siguen recomendando invertir como una de las medidas determinantes para hacer frente a este fenómeno macroeconómico. En detalle, se recomienda destinar entre el 15 y 20% de los ingresos en algún tipo de inversión segura.